Crítica XXXIII


DATOS
BANDA:
DEMON LUNG
ÁLBUM:
"The Hundredth Name" // CD
AÑO:
2013


Web de la banda:
Bandcamp


Crítica realizada por Tania

Volver a la sección

Y volvemos al mundo primigenio, al origen del sonido donde el sufrimiento se atenúa, los pensamientos escapan y nuestra mente divaga por una música incandescente que recorre nuestra piel. “Los sonidos aterciopelados, caen bruscamente de aquellas nubes muertas que lloran, y hacen que la vida sonría bajo mis pies”. Podría ser una de muchas citas, que emana DEMON LUNG. Esta banda de Las Vegas, y con mucha ansiedad en la espera, regresan con su primer disco de estudio. Tras aquel estupendo y reconocido “Pareidolia”, un Ep lanzado en 2012. “The Hundredth Name” es el nombre que lleva su nueva obra. Este cuarteto nos vuelve a demostrar lo que es un Doom con poder, con espíritu y la facilidad añeja en sus composiciones.

Un principio frenético, paranoico, un instante aletargado que crea convulsiones en el adecuado momento donde la brutalidad justa de la batería, el desgarro contundente de las cuerdas y una voz desorbitada, fuera de los límites normales, te reclama, te hipnotiza. Caes en sus redes. “Binding of the Witch”, abre esta obra. A partir de aquí será una lluvia constante de riffs pesados pero ligeros cuando les llega su oportunidad de aclarar que un riff puede sonar como le da la gana. Donde el conjunto clava la perfección, y deja marchar la sonoridad independiente de cada uno de ellos. DEMON LUNG es como el símbolo del infinito, la unión que nunca tiene fin.

La luna, la magnífica luna hace de nosotros lo que ella quiere. ¿Quién no queda atrapado por las ondas invisibles lanzadas en las noches? Así son cada uno de los temas de esta banda americana. “A Decade Twice Over A Day”, es el centro del mundo de “The Hundredth Name”, la mitad de una historia que se prepara para llegar a su final, pero sin decaer en ningún momento. “Heathen Child”, empieza con una gran potencia, y con toda la razón. Razón de que el murmullo de cada una de las notas, hace que nuestros oídos nunca se cansen. Y como siempre, Shanda Fredrick hace que su voz sea lejana, ausente y desganada. Pero ese es el toque, un modo de transmitir muchas sensaciones y mucho placer. Líneas arriba se menciona un tema, donde la plácida Shanda nos susurra, dando paso al unísono bullicio y a una batería al más puro estilo Death Metal. (Donde más protagonismo ha tenido). Y eso es lo beneficioso del Doom, un género que abre las puertas a cualquiera y hace composiciones nunca antes escuchadas. ¿Pero no decían que el Doom es un género de oyentes con mentes cerradas? Vaya, qué decepción...

A lo que íbamos, DEMON LUNG es capaz de darnos la energía que muy pocos saben darla, y menos la electricidad única de un grupo con una huella propia. Ocho son los temas que componen este estupendo disco. Canciones paganas, donde la sensatez en la experimentación con almas errantes no deja paso a lo normalmente humano. ¿Serás capaz de olvidar tu humanidad para ser libre?



Blog de Barcelona (Spain)
Contacta con nosotros
a través de este correo.
Contact:
viking__blood@hotmail.com

Siguenos en Facebook Síguenos en Bandcamp
Siguenos en Instagram Síguenos en Soundcloud Síguenos en Tumblr Google+








Nos adentramos en diferentes ramas:
SECCIÓN CULTURA





Idas y venidas de la mente:
SECCIÓN DE PENSAMIENTOS










NUESTRO OTRO PROYECTO