Reseña LXXVIII


DATOS
BANDA:
MOTHERSLOTH
ÁLBUM:
“Moon Omen” // CD
AÑO:
2017 / Madrid (Spain)
SELLO:
Argonauta Records
Web de la banda:
Web

Realizada por / by José Luis.


Volver a la sección
"Su oscuridad te cautivará entre suspiros eternos."
-DOOM IN AETERNUM-

Una de las frases más utilizadas en la reconocida y sabia filosofía popular, es aquella que hace apología al estado mental de la gente. No hay más que esperar a que alguna noticia de esas que tanto disfrutan machacando hasta la saciedad los informativos de turno, por llamarlos de alguna manera, en sus tres ediciones diarias, o en alguno de esos programas que tanto se han puesto de moda, en los que sacan jugo de una manera cuasi absurda, a esos sucesos aberrantes, o como mínimo ofensivos para la razón, y una caterva de entendidos le dice a quien los está viendo que es lo que hay que hacer para solucionarlo, pero no cómo. Pues bien, como decía anteriormente, no hay que esperar demasiado a que nos cuenten como, por ejemplo, una madre abandona a su hijo recién nacido en un contenedor de basuras, para que asome la nariz el primer comentarista de la mañana, o la tarde según el caso, y diga aquello a lo que hacía referencia al principio de estas líneas: “Si es que hay más fuera que dentro”. Si dejamos de lado estas brutalidades que demuestran que para encerrar a un loco primero tiene que cometer una locura, y por lo tanto jamás sabremos qué grado de demencia ostenta aquel que tenemos cerca, sí podríamos decir, dejándonos caer hacia el lado más suave de toda esta cuestión, que la banda que hoy nos acontece, debería estar dentro, pero que debemos celebrar que permanezca fuera todo el tiempo que sea posible.

Quizá el lector piense que he abusado en demasía de las palabras, pues quizá un concepto simple como el que he relatado no merezca tanta extensión, pero si os digo la verdad, ha sido en cierta manera a propósito. He querido dotar a este escrito de una ligera sensación de sin sentido, y además, haceros leer un poco más de lo habitual, sin mala intención por supuesto, para que os grabéis a fuego en la mente el nombre de esta agrupación, porque realmente lo merecen: MOTHERSLOTH. No es muy habitual cruzarse con bandas de este calibre por los pasillos de la corte musical, pero dado el caso, es de recibo darles la más sincera de las felicitaciones por componer semejante obra, y otorgarles el mérito de sobresalir en esta una época, en la que las tendencias provocan abundancia, y esta última a su vez un tedio insufrible. No emplearé demasiado el teclado para definir cuestiones técnicas, aunque el tratamiento que dan a la producción, las mezclas y sonido en general es muy loable y digno de mención. Parches muy creativos y esponjosos, un bajo que lo cubre todo como si de nubes que amenazan tormenta se tratase, y unas guitarras amables pero intensamente tratadas, que crujen, que chirrían su herrumbre manchando de intensa música todo lo que tocan.

Como ya he dicho, todo esto es muy destacable, pero lo realmente interesante, lo que hace que la escucha de estas composiciones sea un verdadero lujo, es la inteligencia con la que manejan su música, las ganas de educar los oídos de todo aquel que se dedique a escuchar a unos compositores convencidos de sí mismos, o la insultante libertad con la que se dedican a entrar y salir de las etiquetas genéricas, esas que, admitiendo que existen, pues de alguna manera hay que entenderse, tanto gustan a crítica fácil y público simplón, por orden de importancia. MOTHERSLOTH han forjado su nombre a martillazos, y nuestro cerebro es el yunque sobre el que dan forma a sus patrones musicales, aunque mejor podríamos decir desvaríos, (esto último dicho desde el lado bueno por supuesto) ya que este gran trio madrileño destroza literalmente la idea que se tiene en el mundo musical, de forma generalizada, sobre cómo transformar un tema, y no me refiero a cambios de tempo o de riff, o a variaciones estilísticas para impresionar de forma fácil. Estoy hablando de verdaderos bandazos de tiempo y medida, bofetadas en la cara a base de cambios que, paradójicamente, te dejan ver venir y que aun así te sorprenden. Es en estos momentos, que es casi una constante en toda su obra, cuando la banda despliega lo que para mí es su gran cualidad: La elegancia. A colación de como he comenzado esta reseña, lo de esta agrupación es eso, elegancia y locura al unísono, todo el mundo sonoro de MOTHERSLOTH está dotado de un punto de locura que nos saben transmitir perfectamente, pero no demencia al uso, no me refiero a camisas de fuerza, jeringuillas con sedantes, o desórdenes mentales. Es algo profundo, a veces oscuro, a veces histriónico, pero siempre, como decía anteriormente, con finura, distinción y clase. Por dar un pequeño ejemplo, no es lo mismo cortar un cuello dando gritos y hachazos de forma salvaje, que utilizar una navaja de barbero, lentamente y con una sonrisa de medio lado… La imaginación es un arma poderosa, poned el disco en el reproductor, cerrad los ojos y escuchad, estoy bien seguro de que la vais a utilizar. Yo por mi parte no puedo escribir más, debo regresar a mi preciosa celda, tomar mi medicación y seguir decorando sus paredes, el último compañero se me está terminando y no quiero que se reseque.



Blog de Barcelona (Spain)
Contacta con nosotros
a través de este correo.
Contact:
viking__blood@hotmail.com

Siguenos en Facebook Síguenos en Bandcamp
Siguenos en Instagram Síguenos en Soundcloud Síguenos en Tumblr Google+








Nos adentramos en diferentes ramas:
SECCIÓN CULTURA





Idas y venidas de la mente:
SECCIÓN DE PENSAMIENTOS










NUESTRO OTRO PROYECTO